ARRÁNCAME LA VIDA POR ÁNGELES MASTRETTA

by - marzo 09, 2021

Título original: Arráncame la vida
Género: Ficción histórica, novela 
Total de páginas: 299
País: México
Precio en amazon: $288.00





"Se me hizo larga la espera. Andrés pasó cuatro años entrando y saliendo sin ningún rigor, viéndome a veces como una carga, a veces como algo que se compra y se guarda en un cajón y a veces como el amor de su vida. Nunca sabía yo en qué iba a amanecer; si me quería con él montando a caballo, si me llevaría a los toros el domingo o si durante semanas no pararía en la casa".
 
Arráncame la vida se publicó en 1985. La novela está ambientada en la Ciudad de México al rededor de 1915-1949. Nuestra protagonista, Catalina Guzmán, nacida en Puebla. En una familia numerosa y acompañada de una posición económica no tan favorable, pues venían de una línea familiar de campesinos. Catalina tenía menos de 15 años cuando conoció al general Andrés Ascencio, quien por aquel entonces tenía más de 30 años. 
Andrés, un típico machito mexicano se lleva a Catalina a conocer el mar y por supuesto, le roba su virginidad. Y digo "le roba" Porque bueno, era una niña. 

Después de esto, Andrés tarda un tiempo, pero termina por volver para casarse con ella. Como si tuviera algún derecho sobre Catalina. La familia, como no tienen muchos recursos y prácticamente nada de educación, se dejan amedrentar por Andrés y no ponen mucha resistencia. 



Así que Catalina, deja su vida y a su familia como una flor que alguien arranca en cualquier momento. 
Como todas las mujeres de la época, Catalina no tiene estudios. Al menos no muchos, pues ella en el libro, -dice "una mediana caligrafía, algunos conocimientos de gramática, poquísimos de aritmética, ninguno de historia y varios manteles de punto de cruz” Así que no solo no sabía del amor, ni del sexo. En realidad no sabia nada de bueno, nada. 

"-¿Qué te lastima? ¿No tienes todo lo que quieres? No llores. Mira qué lindo está el cielo. Mira qué fácil es vivir en un país en el que no hay invierno. Siente cómo huele el café. Venga, mi vida, venga, que le preparo uno con mucho azúcar, venga, cuéntele a su papá".

Andrés nació en una cuna pobre y en algún punto de su vida descubrió que la forma de salir de ahí era metido en la política. Pero no solo eso, cualquiera diría "es un trabajo honorable". Sin embargo, Andrés llego hasta donde llegó por corrupto y asesino. 

Catalina de alguna forma, aprende a lidiar con ese  mundo. Donde los hombres mandan, y no puede opinar ni en lo que respecta a su propia vida. Tiene que quedarse en su casa a cocinar, y cuidar a sus hijos; incluso a los hijos de sus amantes. Que es prácticamente el estereotipo de la mujer mexicana en esa época. Y para ser realista. La mujer que aún en la actualidad, se sigue acostumbrando en algunas partes del país. Parece chiste, pero es anécdota. 

Dentro de la trama, vamos a descubrir a una Catalina enamorada de lo que yo llamé "su secuestrador". Y, a varias Catalinas. Porque obviamente, conforme van pasando los años, ella se va desarrollando y evolucionando tanto en persona como en el personaje mismo. 

"-Te jodí la vida, ¿verdad?-dijo-. Porque las demás van a tener lo que querían. ¿Tú qué quieres? Nunca he podido saber qué quieres tú. Tampoco dediqué mucho tiempo a pensar en eso, pero no me creas tan pendejo, sé que te caben muchas mujeres en el cuerpo y que yo solo conocí a unas cuantas". 

Andrés no es el único infiel, pues Catalina en esta evolución, encuentra la manera de hacer lo mismo. Aunque de manera muchísimo más discreta y sin salirse por completo con la suya.
 

Los eventos históricos en que se enfoca la novela son los acontecimientos de la revolución mexicana, en las fechas de 1910 a 1917. 
La novela es todo lo que está y estaba mal en el país. He leído en varias reseñas que "Arráncame la vida" Se convirtió en un boom y el factor de su éxito es debido al toque feminista de la novela. Pero desde mi perspectiva, me gustaría aclarar lo siguiente: 

"En el año 1947, las mujeres mexicanas ganaron el derecho de votar. Casi igualmente importante, ellas empezaron a tener la oportunidad a expresar su voz, o sus ideas y sus pensamientos, públicamente".
El feminismo no es el foco histórico de la novela. De hecho, el feminismo nunca es mencionado directamente en la novela. Los personajes femeninos en la novela nunca participan en las actividades del movimiento del feminismo y nunca hablan del feminismo. Los acontecimientos en la vida de la protagonista, Catalina, no corresponden a lo que pasó históricamente con el feminismo. Las mujeres no hablan del feminismo, y ellas no actúan como feministas, ellas todavía no encuentran modos para expresar sus voces".

En la novela ninguna protagonista en realidad toma las riendas de su vida, y lucha por sus derechos. Mucho menos arma su camino sola. Por el contrario, y sobre todo la protagonista, Catalina, a pesar de mostrar estar cansada de su vida y ser infeliz, jamás dejo todas sus comodidades y lujos para empezar de nuevo por su cuenta. 

Arráncame la vida es un exponente de orgullo nacional porque nuestra protagonista, da tinte de pasar a ser una mujer completamente sumisa a romper esa cadenas y querer dejar de ser controlada. Para ser una mujer en su época, feminista. Sin embargo, yo aborrezco que al final de todo se haya quedado a su lado, con Andrés, y no haya dejado todo. Me habría gustado leer a una protagonista que mandará a la porra a ese tipo con todo y su dinero y las comodidades que le proporcionaba. No encontré romance. Y personalmente, sentí que jamás se arrancó las cadenas. Y él, terminó por arrancarle los mejores años de su vida.

Otras personas me dicen que para su época, ella lo hizo bien, y que además, mató al amor de su vida. En realidad, asesino a su amante y jamás logró obtener el control de absolutamente nada, hasta que su marido muere. 
Entonces desde mi perspectiva, ella no hizo nada por su propia cuenta, hablando desde un aspecto económico. Ni siquiera aún cuando vio el hombre que en realidad era y cómo conseguía el dinero, bañado de corrupción y asesinatos. 
En este punto quiero recalcar que no es para nada un libro malo. Simplemente... no me gusto. 
Leí a mujeres mexicanas en la época post-revolucionaria hablando sin hacer absolutamente nada. Al final ninguna estuvo dispuesta a perder las comodidades y lujos. 


Nota:

"Respecto a la crítica que se ha hecho a la obra y a la afirmación que se hizo en la introducción sobre movimientos como el feminismo y el machismo; se puede considerar que en la novela de Mastretta, más que una posición machista o feminista determinada, se percibe una tensión. Dentro de la obra, se puede hablar de "femichismo", definido de la siguiente manera por Mireya Cruz y María Jesús Ortiz:

 Se recurre a este término, puesto que el carácter de la protagonista en la obra corresponde al de una mujer oportunista, que nunca toma una posición concreta frente a su vida. Siempre se debate entre sus caprichos y su rol como esposa obediente; porque sencillamente es consciente de que al lado de su esposo puede mantener una vida de lujos y comodidad a la que está acostumbrada y de que, si persigue su ideal de libertad, perderá todos los privilegios que ha conseguido. La protagonista aprende a mantenerse sumisa a su conveniencia y se las arregla para satisfacer sus necesidades básicas a escondidas de una sociedad machista".





You May Also Like

1 comments

  1. ¡Hooooola!

    Mmmm pues me parece un libro suuuper interesante. Desde el comienzo, viendo a esa Catalina que no sabe nada de nada y enamorada de ese hombre que madre mía, normal que lo llamases "El secuestrador" jajajaj hasta después, su evolución, cuando "rompe esas cadenas", aunque ya veo que se queda un poco a medias la cosa. Igualmente me parece muy intrigante, me lo anoto sin duda porque tiene pinta de que merece la pena conocer a esta protagonista.

    ¡besos!

    ResponderBorrar

WWW.BIBLIOPHILOVE.COM. Con tecnología de Blogger.

Políticas de privacidad